El acné y las hormonas

¿Sabes cómo el acné y las hormonas están estrechamente vinculados?
¡Entra ahora y te lo explico con detalles!

Millones de personas en todo el mundo sufren de acné y una de las principales causas de esta enfermedad es un desequilibrio hormonal.
Es decir, los adolescentes son los principales afectados por los cambios hormonales.
Este artículo te informará acerca de la conexión entre el acné y el papel de las hormonas.

Acné por desequilibrio hormonal


Los cambios hormonales es uno de los principales factores que contribuyen al acné.
Un alto nivel hormonal, como los andrógenos y la testosterona pueden estimular la glándula productora de aceite para producir más aceites.
La glándula principal que se busca es la glándula sebácea.
La glándula sebácea produce aceite llamado sebo que protege el cabello y la piel y lo mantiene hidratado.
Cuando hay una producción excesiva del sebo debido a los cambios hormonales.
El excedente del aceite entonces hace que los poros de la piel se tapen y así es cómo el acné comienza a desarrollarse.
El exceso de sebo fluye hacia el exterior de la piel y se vuelve grueso y pegajoso.
A continuación, atrapa la suciedad y las bacterias en la superficie de la piel y obstruye los poros.
Los virus comienzan a reproducirse en el folículo piloso y hacen que el área se hinche.
En este punto, la principal reacción del cuerpo es enviar un ejército de glóbulos blancos para combatir la hinchazón.
El proceso causa inflamación que resulta en acné.

¿Cómo las hormonas afectan a los hombres y las mujeres?


Los adolescentes son las principales víctimas del acné. 
Esto es simplemente porque a medida que avanza la pubertad, también lo hace la producción de andrógenos y el ciclo menstrual de una mujer causando un desequilibrio de las hormonas.
Esta es una de las principales causas del acné hormonal en mujeres.
Los andrógenos son una hormona masculina y así es que el acné hormonal en hombres llega, debido al desequilibrio hormonal.

¿Cómo tratar el acné hormonal?


Los remedios naturales son los mejores para tratar el acné hormonal. 
Esto implica tener dietas saludables, beber mucha agua, relajarse y dormir lo suficiente.
Por otro lado, también debe limitar la ingesta de azúcar, cafeína y aceites vegetales.
Si los problemas de acné persisten, recuerda consultar un dermatólogo especialista en acné.  

0 comentarios